LEE EL ARTÍCULO

MUJER «FÁCIL»

No soy una mujer fácil, pese a que en mi pasado uno que otro ‘Hombre” que no debió tocarme ni la punta del cabello, accedió a mi cuerpo manchándome con sus falacias.

No soy una mujer fácil, no soy una mujer fácil, aunque mi corazón ha sido vulnerable y siempre ha estado en busqueda del verdadero amor,  el reconoce lo realmente puro, lo realmente noble y solo se completa con lo hermosamente humano.

No soy una mujer fácil, porque lo difícil es entrar en mi mente, en mi ser, conectarse conmigo en un grado más profundo que un momento compartido, que un regalo material o que incluso la mejor noche de pasión.

No soy una mujer fácil porque lo valioso para una mujer fácil tiene que ver más con el exterior, no soy una mujer fácil porque me interesa más  aportar y construir, que perder ó ganar.

En cambio, soy una mujer fácil porque hacerme felíz es más fácil de lo que te imaginas, un helado, un mensaje de buenos días, una caricia en mis hombros; a través de ello podré saber cuánto te importo querido, detalles, detalles, pequeños detalles, de eso nos llenamos realmente las mujeres valiosas.

No sabía mi valor real hasta que Dios llegó a mi vida, tuve que tocar fondo, perderme, desconocerme, buscarme, reencontrarme, y amarme, fue así como empezó todo, eso que un día casi me destruye fué lo que me hizo reaccionar,  cambiar, crecer y evolucionar.

Hoy a ti mujer te digo, si no empiezas por amarte a tí antes que a nada, nunca nadie te amará de verdad, te sentirás sola, vacía, y siempre estarás culpando a los demás de maltrato y de falta de amor, cuando en realidad de lo que careces es de amor propio.

No te dejes #mujernotedejes, eso que un día pareció lo peor, puede ser un mágico comienzo o un nuevo despertar, esta en ti hacer que tu brillo resplandezca o de apagarte tras la tormenta, ama, ríe, llora, cáete, levántate, y vuelve a reir, pero sobre todo brinda al mundo lo mejor de ti, porque lo que menos puedes permitir es que esa niña se vaya con el pasar de los años.

Y sobre todo si decides ser una mujer fácil que sea para enseñarle a un hombre tu interior, tu sonrisa, tu bondad, eso no garantiza que él se quede contigo, pero te aseguro que las huella que dejaras serán tan profunda que nunca te olvidará, entonces sabrás que tu valor es incalculable.

Espero te haya servido mi escrito, déjame tus comentarios que te responderé.

Con amor May…

EL BLOG DE MAY…

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *